Residentes de los fraccionamientos aledaños a la carretera Escénica Tijuana-Ensenada y que deben pagar fuertes sumas de dinero por ingresar a sus hogares, aún no han visto resuelta su petición de ser exentos del pago de la caseta de Playas de Tijuana.

Representantes de los cerca de doce mil residentes que viven en dichos fraccionamientos, señalaron que en próximas fechas puede haber noticias por parte de las autoridades federales en relación al 25% de descuento adicional que había como acuerdo.

Ya van varias semanas que no se ha realizado ninguna toma de caseta por parte de los residentes de los fraccionamientos, esto debido a que autoridades de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y Caminos y Puentes Federales se comprometieron a dar una solución a la problemática.

Según datos proporcionados anteriormente por los representantes del movimiento, los doce mil vecinos de los fraccionamientos aledaños a la carretera Escénica gastan en promedio 800 pesos semanales por cada automóvil que poseen, lo que representa anualmente 5 millones de pesos para la caseta de cobro.

«No nos vamos a detener hasta que esto no se resuelva, porque si ustedes creen que con la denuncia nos van a detener, no lo vamos a soltar, esto es una petición justa, el que vive aquí sabe lo que padecemos diariamente al tener una caseta de cobro», manifestaba durante una manifestación en agosto pasado la representante del movimiento, Mónica Jiménez.

Cabe recordar que en las últimas tomas de caseta se han hecho presentes diputados federales y locales de diferentes corrientes políticas, que han mostrado su respaldo al movimiento, en especial la legisladora federal Nancy Sánchez Arredondo, quien ha encabezado las negociaciones con las autoridades de la SCT.