Torrencial el contagio de Ómicron en el mundo Nunca habíamos tenido 10 millones de casos positivos en el mundo, y México no se queda atrás, el aumento fue de 61%, pero en estados como Quintana Roo y Yucatán fue de 280% la semana pasada, así lo señaló la química farmacéutica bióloga, Carol Perelman.

En el espacio de «Así las Cosas» con Gabriela Warketin y Javier Risco, la divulgadora de la ciencia, afirmó que hay un desacoplamiento entre el número exponencial de casos en todo el mundo y el de hospitalizaciones de esta variante que es un tsunami en el mundo, aunque advirtió «es pronto para tener las hospitalizaciones, yo sí esperaría ver un incremento en casos de hospitalizaciones», a pesar de que se ha dicho que esta variante es más leve.

Las personas que están hospitalizadas apuntó, son en su mayoría adultos no vacunados y niños, por lo que es necesario conocer los síntomas que son principalmente dolor de garganta, ante lo cual recomendó hacerse una prueba de preferencia en garganta, pues aclaró que las pruebas en nariz están saliendo negativas, por ello dijo es recomendable la PCR en garganta y recomendó utilizar doble cubre boca en el caso de tela o de ser posible KN95 o N95, estos últimos ya han sido recomendados a los maestros en Estados Unidos.

Recalcó que las vacunas previenen las complicaciones y disminuye los casos con una pared de inmunidad, el estar vacunados se evitan las muertes por COVID-19 y el riesgo de hospitalización.

En el caso de los medicamentos recientemente avalados de Pfizer y Merc son antivirales orales que no se tenían y que si una persona sale positiva y puede evitar con ellos el riesgo de hospitalización, lo que va a cambiar el ritmo de la pandemia.

La especialista reiteró que las vacuna no evita la enfermedad, la evita estar en espacio con aire fresco, evitar salidas y usar cubrebocas.

La replicación viral seguirá presentándose en personas no vacunadas, por lo que dijo la mejor forma de proteger a los niños es vacunando a los adultos y enviando a los menores al colegio con doble cubrebocas o uno de buena calidad.

La ciencia nos ha dado mucha información y la vía principal de transmisión de COVID-19 es el aire por nariz y boca y ahora con Ómicron la infección se da con menos cantidad de virus.