Con 87 votos a favor y 40 en contra, el senado de la república aprobó el decreto por el que se reforma el artículo Quinto Transitorio de la Constitución con la que se mantendrán las fuerzas armadas en las calles del país hasta el 2028, para labores de seguridad pública.

Después de más de 9 horas de debate, con los votos de MorenaPVEM, PT, PES, y con voto de algunos senadores del PRI PRD, así como, con los votos en contra del PANMC y algunos del PRI, se aprobó la propuesta de modificación que envió el senador Ricardo Monreal sobre la propuesta de dictamen de la senadora Lucy Mesa, que modificaba del Quinto Transitorio. Solo faltó la senadora Claudia Ayala en la votación, la minuta regresa a la Cámara de Diputados.

Los senadores del PRI Osorio ChongClaudia Ruiz Massieu Beatriz Paredes votaron en contra de la propuesta, mientras nueve priistas si votaron a favor; en tanto dos perredistas Antonio García y Miguel Ángel Mancera votaron a favor.El documento denominado Modificaciones Decreto del Dictamen de las Comisiones Unidas de Puntos Constitucionales y de Estudios Legislativos Segundo, reformó el artículo Quinto Transitorio del Decreto por el que se reforma, adiciona y deroga diversas disposiciones de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en materia de Guardia Nacional, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 26 de marzo del 2019.

Señala que, conforme a los términos planteados por la Suprema Corte de Justicia de la Nación, esa participación deberá ser extraordinaria, regulada, fiscalizada, subordinada y complementaria, de forma tal que las labores de apoyo que la Fuerza Armada preste a las instituciones de seguridad pública solo puedan realizarse en su auxilio o complemento, y se encuentren fundadas y motivadas.

La propuesta advierte que las Fuerzas Armadas permanente realizarán tareas de seguridad pública con su organización medios, y deberá capacitarse en la doctrina policial civil establecida en el artículo 21 de esta Constitución.

Además, en ningún caso tendrán por objeto sustituir a las autoridades civiles de otros órdenes de gobierno en el cumplimiento de sus competencias o eximir a dichas autoridades de sus responsabilidades.

En tanto, el Ejecutivo Federal presentará al Congreso de la Unión un informe semestral sobre el uso de la facultad anterior, proporcionando los indicadores cuantificables y verificables.

Se integrará una comisión bicameral, en los términos que acuerden los órganos de dirección política de las Cámaras del Congreso de la Unión, misma que se reunirá cada que la convoque su directiva; para la emisión del dictamen semestral convocará, si así lo requiere, a los titulares de las secretarías de Gobernación, de Seguridad Protección Ciudadana, de Defensa Nacional y de Marina.

La Cámara de Senadores, al analizar y aprobar los informes anuales que sobre las actividades de la Guardia Nacional le rinda el Ejecutivo Federal, evaluará la participación de la Fuerza Armada permanente en labores de seguridad pública.

Así también, titulares del Poder Ejecutivo de las entidades federativas remitirán anualmente a las correspondientes legislaturas locales y al Consejo Nacional de Seguridad Pública la evaluación integral, en una perspectiva de seis años, contados a partir de la entrada en vigor de la reforma al presente artículo transitorio, del programa señalado en el Artículo Séptimo transitorio.

A partir de la entrada en vigor del presente Decreto, el Secretariado Ejecutivo del Consejo Nacionalde Seguridad Nacional informará al Consejo Nacional de  Seguridad Pública el grado de avance en el diagnóstico sobre el estado de la Guardia Nacional y las policías en los estados.

También, a partir del ejercicio fiscal 2023 el Ejecutivo Federal establecerá un fondo permanente de apoyo a las entidades federativas y municipios destinado al fortalecimiento de sus instituciones de seguridad pública.

Dicho fondo se establecerá de forma separada e identificable respecto de cualquier otro ramo o programa destinado a otros propósitos en el Presupuesto de Egresos de la Federación, y no podrá ser inferior en términos porcentuales al incremento que reciba la Fuerza Armada y la Guardia Nacional para tareas de seguridad pública cada año. Los recursos de dicho fondo no podrán ser utilizados para otro fin.

El fondo se distribuirá en proporción directa al número de habitantes con que cuente cada entidad federativa. Los recursos que se asignen por cada entidad federativa deberán ser al menos en una proporción uno a uno respecto de los recursos federales a que se refiere este mismo artículo transitorio.

Posicionamientos de senadores

En los posicionamientos de los partidos la senadora Claudia Ruíz Massieu Salinas, señaló “nos conformaremos con la comodidad de administrar la coyuntura o vamos a responsabilizarnos en construir soluciones de largo plazo. Nos vamos a doblar ante el uso político de lo supuestamente popular o vamos a hacer política para postular propuestas acordes con las libertades de las personas. Pasaremos a la historia como militantes o como legisladores valientes”, señaló tras mencionar que su voto iría en contra.

Los senadores tenemos el deber de entregar leyes y actos parlamentarios para que México pueda contar con buenas Fuerzas Armadas para las funciones constitucionales que tienen, pero también con policías civiles que puedan asumir, a plenitud y a cabalidad, sus responsabilidades.

“Yo sé que soy parte de una voz minoritaria en este recinto, incluso dentro de mi propia bancada, pero pese a todo sigo creyendo que la razón, la consistencia y la congruencia son más potentes y más dignas que la concertación sin esencia, la aceptación de la consigna o incluso que el miedo ante el poder”.

Millones de mexicanos exigen, con razón y con mucha rabia, que encontremos soluciones a la violencia y a la impunidad, que seamos capaces de imaginar soluciones, instituciones y acciones reales, viables y eficaces para contener y detener el flagelo de la delincuencia”.

Damián Zepeda Vidales, senador del PAN, aseguró que siquiera necesitaban ese quinto transitorio para poder ayudar a las fuerzas armadas, la Suprema Corte de Justicia de la Nación y la Corte Interamericana de Derechos Humanos ya ha dejado claro que no está en duda si pueden ayudar.

Pueden ayudar el año que sea, siempre y cuando sea de manera extraordinaria, fiscalizada, subordinada, complementaria, a las policías civiles y reguladas en una ley.

Aclaró que de hecho, si se vence el transitorio, van a poder seguir ayudando, lo que pasa es que eso no quiere el Presidente López Obrador, lo que quiere es entregarles la seguridad pública (a las fuerzas armadas) y eso es lo que ha fracasado en este país.

“¿Por qué fracasa en México y en el mundo? Porque no están capacitadas para ello, porque están capacitadas para eliminar al enemigo para la guerra y cuando entran generan más violencia, está probado, por eso, mientras más han participado más violencia se ha generado”.

El Senador Emilio Álvarez Icaza Longoria, del Grupo Plural, aseguró que esta es una discusión que pone de relieve la normalidad democrática que queremos construir, no es falta de respeto pedirle a las Fuerzas Armadas que cumplan la ley.

“No es una falta de respeto ni de consideración ni atención pedir que rindan cuentas y que se sometan al poder civil”.

Mencionó que creer que usar uniforme y portar medallas es monopolio de amor a la patria, es un gravísimo error. “Un Estado democrático de derecho es aquel al que le exige a las Fuerzas Armadas información, transparencia, rendición de cuentas y evaluación, pero más allá de eso el problema es que estamos ante un modelo fracasado, un modelo que parte de dos supuestos equivocados”.

Advirtió que “no es cierto que con más militares en las calles haya más seguridad, eso no es cierto. Llevamos 16 años con ese modelo, se ha generado justo una presencia de más militares, tenemos, se duplica la presencia de las Fuerzas Armadas, se triplica la presencia de las Fuerzas Armadas y se duplican los homicidios. No es cierto, eso lo sacó Animal Político a través del Economista”.

El senador del PRDMiguel Ángel Mancera, dijo que puede haber muchos que no enderecen su comportamiento, que no cumplan con la ley; sí, pero son los más los que están arriesgando su vida todos los días, hombres mujeres del Ejército y de la Marina, para ellos mi respeto y reconocimiento.

“Y por ese respeto y ese reconocimiento yo voy a acompañar que tengan mejores condiciones y que tengan un marco jurídico mejor que el que hoy se tiene para que puedan cumplir con su tarea con todos los gobernadores y gobernadoras que todos los días piden que los apoye”, así lo expresó el senador perredista.

Mencionó que la iniciativa se calificó en un principio de liviana, de falta de contenido y de falta de línea constitucional, hasta eso tenía un problema en la inconstitucionalidad del planteamiento y por eso se votó en contra en la comisión.

Mancera manifestó que hoy el planteamiento que hace no es a nombre del grupo parlamentario, “porque mis compañeros van a votar en la libertad de su convicción, lo voy a hacer a título estrictamente personal”.

“Yo sí he trabajado de cerca con las Fuerzas Armadas, he sabido lo que es la planeación de un operativo, de pedir auxilio para ciertas tareas de seguridad, que realmente no es lo que les compete y estoy totalmente de acuerdo con lo que se ha dicho”, recordó.

FuenteEl Sol de México

No hay comentarios

Agregar comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, Tijuanotas se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de Tijuanotas, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


Artículo anteriorVuelvo a preguntar: ¿como qué país queremos ser?
Siguiente artículoEl Ejército de Guacamayas