La empresa fabricante de dispositivos médicos, Becton Dickinson (BD) Tijuana, replicará entre sus seis mil colaboradores la importancia de evitar lesiones en sus estaciones de trabajo, al obtener la Certificación en Salud Ocupacional y Ergonomía por parte de la UABC.

Así lo expuso el Gerente de Salud y Seguridad de BD Tijuana, Miguel Arteaga, quien comentó que la industria maquiladora demanda mucho trabajo manual, por lo que era necesario reducir las constantes visitas de los trabajadores al IMSS por lesiones como dolores de espalda o de las manos.

“De ahí nació el proyecto de Ergonomía; tenemos ya dos años viendo resultados en la salud del trabajador, la calidad del producto y la productividad. La esencia es que el trabajo se haga de la forma más amigable para el cuerpo humano”, apuntó.

Destacó que el responsable del área de Ergonomía de BD, Dr. Miguel Arteaga, cursó el Diplomado en Salud Ocupacional y Ergonomía que ofreció el Colegio Nacional de Ergonomía en la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), con lo cual la empresa ya cuenta con un elemento certificado que replicará sus conocimientos a un grupo de ingenieros y así mejorar las condiciones de trabajo de los colaboradores.

Un ejemplo, dijo, es el problema de la mano cansada que a su vez produce un ensamble cansado, de ahí que se desarrollaron moldes y dispositivos que fatigaban menos la mano del empleado y así se obtenía un ensamble más exacto y de mejor calidad.

Otra estrategia que se ha implementado en la planta, resaltó el gerente de Salud y Bienestar, es la rotación de celdas de trabajo, a fin de reducir el índice de estrés en las manos.

Carlos Sánchez refirió que el impulsar este proyecto de ergonomía obedece a un requerimiento legal, pues de debe cumplir con las normas oficiales mexicanas (NOMS), y a la responsabilidad corporativa, donde sería inconcebible que una empresa que fabrica productos médicos, dañe la salud de sus empleados.

En este sentido, el Dr. Carlos Raúl Navarro González, profesor investigador en la UABC, coordinador del Diplomado Salud Ocupacional y Ergonomía, subrayó que el objetivo fue crear una plataforma de profesionistas, reconocidos y certificados que puedan enfrentarse a los cambios de las normativas, específicamente de las NOMS 35, 36 y 17 que abordan los riesgos psicosociales, ergonómicos y de servicios médicos.

“La Ergonomía tiene que ver con la salud ocupacional, que son las prácticas en el lugar de trabajo, gente que se queja de dolores de espalda, de problemas de audición, entonces la ergonomía se encarga de aminorar esos problemas que a la larga generan problemas médicos”, precisó.

A su vez el Dr. Miguel Arteaga, responsable de Ergonomía de BD Tijuana, aseguró que los conocimientos adquiridos en el Diplomado se han aplicado desde el primer día en la empresa, ya que ha desarrollado un ojo ergonómico, detectando problemas y oportunidades en todas las áreas de trabajo.

“Fue una capacitación de 400 horas, durante año y medio, por parte del Colegio Nacional de Ergonomía de México en UABC Mexicali, donde aprendimos a identificar riesgos ergonómicos e implementar controles para mitigarlos en beneficio de los colaboradores de la planta”, finalizó.