Familias divididas por medidas migratorias celebraron hoy el Día del Padre binacional, aunque divididas también por el cerco fronterizo, en su tramo que se encuentra en el Parque de la Amistad Binacional de Playas de Tijuana, asistieron con la finalidad de celebrar con música, alimentos y diversión.

Mientras que del lado americano las familias han puesto sillas para conversar con quienes desean reunirse, vigilados por oficiales de la patrulla fronteriza, en territorio mexicano se han habilitado puestos de comida por parte de personas que conforman grupos en pro de la protección de las personas deportadas y migrantes.

Encabezados por Enrique Morones, activista defensor de los migrantes en Estados Unidos «Veteranos por la Paz», «Dramers Moms USA/Tijuana», «Madres Soñadoras Internacional» y «Border Angels», son algunas de las agrupaciones presentes en el parque, quienes están.

En el sitio también se encuentra personal del Ayuntamiento de Tijuana, quienes se sumaron a las actividades del festejo, para ayudar a hacer felices a familias que tienen meses o incluso años sin poderse reunir.