Ante la situación que enfrentan las familias que buscan adquirir un hogar, la Cámara Nacional de la industria de Desarrollo y Promoción de la Vivienda (Canadevi), delegación Baja California, espera que el nuevo ayuntamiento de Tijuana apoye a la ciudadanía en el acceso a vivienda y se solucione el problema de las invasiones.

Tras la toma de protesta del alcalde Arturo González Cruz, en Palacio Municipal de Tijuana, José Luis Padilla Gutiérrez, presidente de la Canadevi BC indicó que desarrollos de interés social ubicados en la zona este de la ciudad han sido olvidados por los anteriores gobiernos.

El dirigente mencionó que son desarrollos en los que los socios de cámara participaron y en los que nunca ha llegado la mano del ayuntamiento, por lo que estarán pendientes de que los pobladores reciban el apoyo que requieren.

“Es un derecho social de los tijuanenses porque cada uno aporta con sus impuestos, sus prediales, y deberían recibir al menos los servicios básicos como seguridad pública o recolección de basura, que otras administraciones han quedado a deber”, apuntó.

Padilla Gutiérrez confía en que este ayuntamiento que encabeza González Cruz sí aporte algo positivo a la ciudadanía, pues opina que la administración federal no ha representado un apoyo para el sector vivienda.

“Me apena decirlo, pero las políticas públicas, al menos en la frontera norte, en nuestro estado, no han sido adecuadas, desde Peña Nieto”, refirió el presidente de la Canadevi BC, respecto de la eliminación de subsidios para vivienda de interés social.

Explicó que el 70% de los trabajadores en el estado tienen un ingreso menor a los 4 salarios mínimos, por lo que no pueden acceder a una vivienda digna ante lo costoso que se ha vuelto construir.

Detalló que anteriormente el costo por metro cuadrado del terreno oscilaba entre 40 y 60 dólares, mientras que hoy en día se vende entre 200 y 250 dólares; en tanto que los precios de los insumos como el acero, el concreto y el bloque también han incrementado, encareciendo la construcción de vivienda.

“Solo nos queda recuperar esas viviendas en proceso de adjudicación, pero que muchas están invadidas, pero es lo único que les queda a las familias con un ingreso de máximo 4 salarios mínimos”, dijo.

José Luis Padilla destacó que la Canadevi ha trabajado con el gobierno estatal desde hace cuatro años para lograr una recuperación más ágil de las viviendas adjudicadas, y erradicar el problema de las invasiones.

“Estamos viendo en la ciudad invasiones en diversos puntos, y eso no es bueno para la comunidad. Ojalá que todo lo que presentó (el alcalde Arturo González) sea verdad; Canadevi pondrá su granito de arena para que las cosas sucedan, porque Tijuana y sus ciudadanos lo merecemos”, finalizó.