Ante una competencia por ofrecer el crédito más barato y una tendencia de reducciones en la tasa de interés referencial del Banco de México (Banxico), los bancos no descartan el próximo año mantener a la baja sus tasas de interés para hipotecas, lo que daría origen a una guerra de créditos hipotecarios en el mercado mexicano.

En entrevista con 24 HORAS, Enrique Margain Pitman, director ejecutivo de Crédito Hipotecario e Inmediauto de HSBC México, comentó que para 2020 existe una perspectiva positiva respecto a una reducción en las tasas de interés de referencia, la cual se vuelve atractiva para las personas que van a comprar una vivienda nueva y para todos los usuarios que ya tienen contratado un crédito derivado de un mercado con una amplia portabilidad hipotecaria.

Ante ello, comentó que en la medida que disminuyan las tasas de interés de referencia (el costo del dinero), el banco tiene la oportunidad de mejorar sus tasas de interés al público.

“En la medida en que las perspectivas de la tasa de interés de largo plazo vayan a la baja, los portafolios se comporten bien en función de niveles de morosidad y con la garantía de una amplia competencia en el sector, creo que las condiciones están puestas para que al final de cuenta sigamos viendo tasas de interés muy competitivas”, subrayó.

Y es que, según Alexis Milo, economista en jefe de HSBC México, un efecto de la disminución de la tasa del Banxico es que se reduzcan las tasas de interés de corto plazo, que son a las que se financian empresas o consumidores.

Santander y Banorte han bajado sus tasas fijas anuales hipotecarias a niveles de hasta 7.99%, mientras que la actual tasa de HSBC México está desde 9.30%. Además, organismos como el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) también contemplan disminuir paulatinamente su tasa hipotecaria.

Héctor Grisi, director general de Grupo Financiero Santander México, argumentó que el mercado hipotecario en general va hacia una reducción en sus tasas, siempre y cuando cuenten con la infraestructura y estructura necesaria para hacer rentables las hipotecas, las cuales podrían darle “tranquilidad” a las personas para poder pagar el mismo precio hasta por 15 años.

“Mientras se pueda tener la infraestructura como la que tenemos para hacer las hipotecas rentables, creo que veremos competir a los bancos a ese nivel”, dijo.

Margain, quien también es coordinador del Comité Hipotecario de la Asociación de Bancos de México (ABM), consideró que la participación de organismos como el Infonavit o el Fovissste, ayuda a impulsar el mercado a través de créditos cofinanciados.

Dato:

7.99% es la tasa de interés para hipotecas más barata en el mercado, la ofrece Santander.