Con vista a las icónicas Islas Marietas, donde se pueden observar aves de patas azules y los buzos podemos encontrar preciosos arrecifes de coral y cuevas submarinas, Punta Mita es un santuario para los sentidos ofrece una experiencia de excelencia y lujo en playas mexicanas.

Enmarcado por una exuberante selva tropical y la majestuosa Sierra Madre, rodeado por agua de color turquesa y nueve millas y media de costa, donde la fauna exótica y la cultura huichol habitan todavía, se encuentra este paraíso terrenal.

Un oasis de playas blancas y aguas color turquesa, Punta Mita considerado entre los mejores lugares del mundo para practicar el snorquel, el buceo, la pesca, el surf y el golf. También están las excursiones para avistamiento de ballenas, que si se coordinan en el momento preciso, brindan a los huéspedes la oportunidad de ver a las ballenas jorobadas atravesar la Bahía Banderas durante la temporada de emigración.

México es un país repleto de magia. Impactantes destinos, hoteles y lugares sin igual hacen de nuestro país un mundo de maravillas donde nos encontramos con experiencias inolvidables. Punta Mita es uno de esos mágicos destinos donde además de increíble belleza natural podemos gozar de excelentes hoteles y restaurantes, disfrutando de experiencias de hedonismo y placer.

Para los amantes del golf como yo, este es el paraíso. Aquí podemos elegir entre dos magníficos campos: Bahía y Pacífico. En el Campo de golf Bahía las horas pasan suavemente mientras escuchamos el apacible sonido de las olas bañando las playas de arena blanca mientras jugamos en este mundialmente famoso campo que es desafiante y agradable a la vez.

El Campo de golf Pacífico, diseñado por Jack Nicklaus, ofrece una vista panorámica espectacular del Océano Pacífico. Su hoyo 3B, conocido como “la cola de la ballena”, el único green del mundo en una isla natural.

Mucho más que un destino, Punta Mita es un estilo de vida, repleto de magia.