Hay humo blanco finalmente en el PRI. Después de una intensa pugna interna de altos funcionarios, resulta que el partido eligió a alguien externo para intentar ganarle a Andrés Manuel López Obrador en la contienda presidencial. Se trata de José Antonio Meade, político que tiene más de 20 años en el servicio público, y sin embargo poco o nada se sabía de él. Quizá por su intachable carrera, pero también un carisma discreto.

Es así que hoy los mexicanos nos preguntamos: ¿Quién es José Antonio Meade?

  • Carrera política limpia: Meade surge como “patada de ahogado” del PRI, partido completamente desacreditado por escándalos políticos, gobernadores corruptos y desfalcos de miles de millones que no acaban de destaparse. Por primera vez en la historia de dicho partido, va para presidente un candidato que no es militante. Se trata de un funcionario formado en el sector financiero, con una carrera política apartidista, y que hasta ahora no ha enfrentado escándalos públicos. Leyeron bien: Ni un solo escándalo.
  • Mérito académico: Meade ha demostrado ser un funcionario capaz de formar parte de dos gobiernos distintos, en este caso PRI y PAN. Ello responde a su capacidad académica, que incluye dos licenciaturas: Una en Derecho por la UNAM y otra en Economía por el ITAM. Además, cuenta con un doctorado en Economía por la Universidad de Yale.
  • Experiencia política: Meade ha sido dos veces secretario de Hacienda —primero con Felipe Calderón y luego con Enrique Peña Nieto—, una vez titular de Energía (de enero a septiembre de 2011), una vez titular de Desarrollo Social (de agosto de 2015 a septiembre de 2016) y una vez titular de Relaciones Exteriores (de diciembre de 2012 a agosto de 2015).
  • Personalidad austera: De acuerdo con su declaración patrimonial disponible en la página de la Presidencia de la República, Meade posee un terreno de 254 metros cuadrados. También declara tener un automóvil Honda modelo Fit año 2007, y un Toyota Prius que no declaró. En aspectos familiares, es hijo del exdiputado priista Dionisio Meade, y nieto del abogado y escultor José Kuri Breña. Tiene 23 años de casado, y 3 hijos.

Vemos así la carta de presentación de un candidato que representa el último intento de los grandes partidos políticos por conservar el poder: Un candidato inteligente, con experiencia, capacidad de negociación, y sobre todo ética profesional y personal. Se enfrenta a un líder carismático como AMLO, que fuera de las virtudes o defectos que se le puedan atribuir, representa un voto contra el Statu Quo vigente en México que lo mantiene como un país sin equidad y sumido en la corrupción. ¡Arranca pues la carrera!