Las amenazas del presidente Donald Trump, sus políticas proteccionistas, la reforma fiscal de Estados Unidos y las renegociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) no son motivo para frenar las inversiones de compañías transnacionales en México.

Frédéric García, presidente del Consejo Ejecutivo de Empresas Globales (CEEG) aseguró a Excélsior que hay interés de seguir inyectando capital por parte de las 51 firmas que representa.

Una muestra de ello es que este año esperan el arribo de inversiones provenientes de Europa, Estados Unidos y Asia, gracias al trabajo que ha hecho el gobierno mexicano por diversificar los mercados.

Este año seguiremos invirtiendo, no he escuchado nada que me indique que las empresas globales dejarán de invertir en México, por el contrario hay una amplia cartera de proyectos”, mencionó.

Si bien García no adelantó el monto de capital estimado para este 2018, recordó que hace dos años se programaron inversiones por 11,172 millones de dólares, mismas que se han venido ejecutando.

A esta cifra se suman 13,503 millones de dólares en gastos de operación.

Dijo que el total de los recursos genera aproximadamente nueve mil nuevos empleos directos y 46 mil nuevos empleos indirectos.

Destacó que el CEEG mantiene el compromiso con la inversión a largo plazo, así como la voluntad de ser un socio estratégico del gobierno para trabajar por el desarrollo económico y social del país.

Menor incertidumbre

Sobre las renegociaciones del TLCAN, García comentó que ven un escenario menos incierto que al inicio de las reuniones, pues el presidente Donald Trump ha bajado el tono de sus declaraciones, lo que da una perspectiva favorable a los encuentros.

Dijo que con la sexta ronda de negociaciones las compañías tienen más entusiasmo en el avance de los acuerdos para modernizar el tratado.

No vemos factible que pueda cancelarse porque quienes más están empujando por mantener el TLCAN son los gremios empresariales de Estados Unidos”.

También se pronunció por el Tratado de Libre Comercio entre la Unión Europea y México (TLCUEM), al respecto dijo que más allá de un acuerdo comercial es un tema de política estratégica.

En su opinión, tanto Europa como México tienen interés que se concrete a la brevedad, pues será fundamental para el comercio internacional de 2018.

Incluso daría una puerta de entrada a las empresas del viejo continente a América, así como de los mexicanos hacia la eurozona.

Respeto por las elecciones

Al ser cuestionado sobre las próximas elecciones presidenciales,García expresó que las empresas globales trabajan en todos los países del mundo, donde se viven procesos políticos internos, un factor que, aseguró, no detiene los planes de inversión.

Si bien dijo que respetan las decisiones de elección para gobernantes en cada nación, también reiteró que las empresas buscan que cada inversión tenga un ambiente de certidumbre, para crear un futuro mejor en el país donde se instalan.