En Tulum convergen historia, cultura y una increíble belleza natural. La serenidad de sus playas y de su ambiente, han cautivado a miles de personas de todo el mundo, que viajan a este destino para conocer el verdadero paraíso en la tierra. Aquí, rodeado de la exuberante vegetación y teniendo al océano como horizonte, Casa Malca se convierte en nuestro segundo hogar, un refugio de lujo donde nos miman con sus atenciones, diseño, arte y gastronomía.

La belleza del hotel se acompaña de los sonidos del mar y de la brisa que refresca la piel, mezclando la belleza selvática con el lujo más exquisito. La colección de arte contemporáneo de su fundador, Lio Malca, está distribuida en todos los espacios, por lo que además de ser un hotel es una galería de arte en la que podemos convivir con las piezas sin limitaciones en todas las habitaciones, corredores y áreas comunes.

Al igual que todo el hotel, su gastronomía es una obra de arte. Sus restaurantes Philosophy y Ambrosía están inspirados en nombres de la cultura griega. Tiene un ambiente romántico  con las vistas más hermosas al mar, su menú se basa en el uso de ingredientes locales y recetas creadas con base en los conocimientos heredados de los habitantes de la zona. Durante el desayuno, disfrutamos de panes caseros y desayunos preparados a nuestro gusto, y en las comidas, el aroma de las pizzas al horno y del pescado fresco nos enamora.

En el restaurante Ambrosia, las especialidades asiáticas se integran con el ambiente casual de la decoración, en el que se utilizaron las maderas recicladas utilizadas en la remodelación de Casa Malca. En Grill se especializan en cortes finos de carne, pescas del día y mariscos frescos que se preparan a la parrilla, todo con vistas al mar. Los mejores postres y panes se hornean al día en la Repostería y Panadería, mientras que en el Bar de la Casa Principal saboreamos jugos naturales, smoothies y deliciosos cócteles durante el día.

El hotel es un refugio aislado del ruido y de las distracciones de la vida cotidiana, sumergido entre las copas de los árboles y el revoloteo de cientos de aves. Durante las noches, el cielo nos cubren con el brillo de cientos de estrellas que podemos ver sin la interferencia de las luces de la ciudad.

http://www.casamalca.com/

www.debybeard.com

No hay comentarios

Agregar comentario

Artículo anteriorAranceles de Trump inhibirán la inversión en frontera norte
Siguiente artículoPromueven la conciencia ambiental y entornos limpios
Deby Beard es polifacética, y siempre encontrará algo para sorprenderte.Organizando más de 150 catas por año, ayuda a que cada vez más personas puedan iniciarse en la cultura del vino, disfrutando y aprendiendo al mismo tiempo.En los locales de Riedel Wine Bar podrás encontrar la combinación perfecta entre los mejores vinos y el mejor cristal para apreciarlos y disfrutarlos. Deby importa copas Riedel, para enaltecer con su cristal perfecto los aromas y sabores de los mejores vinos.Puedes leer sus artículos en las principales publicaciones de México, siempre tratando temas que nos llevan al mundo de los placeres: vinos, comidas, viajes, lugares para disfrutar, etc.Premios y reconocimientos:El Comité de la Excelencia Universal, entrega el reconocimiento a: DEBY BEARDLA EXCELENCIA UNIVERSAL Hace más de 10 años que se instituyó el premio de la Excelencia Universal, donde siempre se invita a personalidades o figuras, además de instituciones o firmas de relevancia, para recibir este prestigiado reconocimiento que fue instituido por René Cassin (Premio Nobel de la Paz), para preservar la calidad en cualquier área del saber humano.A través de los años lo han recibido firmas del nivel de Cartier, Jaguar, Rolex, Chanel-Paris, Hoteles Ritz y Plaza Athénée de París, Palace, Villamagna y Hesperia de Madrid, Hotel Alvear de Buenos Aires, Hotel Plaza de Nueva York, además de celebridades de la talla del Rey Juan Carlos de España, Nancy Reagan, Margaret Thatcher, Plácido Domingo, Julio Iglesias, Ricardo Montalbán, María Félix, Jacobo Zabludovsky, Roger Moore, Omar Shariff, Luis Miguel, Rufino Tamayo, Juán Soriano, entre otros, que lo han recibido con gran beneplácito.