El gobierno de Argentina inmovilizó el pasado 6 de junio en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza a un avión vinculado a un empresa de Irán y otra de Venezuela sancionadas por Estados Unidos en el que viajaban 15 tripulantes, entre los que se encontraban cinco iraníes que pertenecerían a la Fuerza Quds, una división de la Guardia Revolucionaria Islámica declarada por el gobierno estadounidense como grupo terrorista.

La retención del avión se dio a conocer a partir de un pedido de informes al Poder Ejecutivo que presentó el viernes el diputado Gerardo Milman, de la principal coalición opositora Juntos por el Cambio.

Aníbal Fernández detalló que el pasado lunes el avión Boeing 747, matrícula YV3531, aterrizó en la terminal de caga en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza, en Buenas Aires, luego de haber aterrizado en Córdoba por razones meteorológicas.

Según los registros de la plataforma FlightAware, el avión despegó el domingo 5 de junio a las 8:11 de la noche del Aeropuerto Internacional de Querétaro y arribó a las 12:40 de la madrugada del domingo en el Aeropuerto Internacional de Maiquetía, Venezuela. Sin embargo, la bitácora de vuelos no tiene registros de que el avión se dirigió a Argentina.