Dado las tendencias globales que se observan en el sistema productivo, resulta necesario que en Baja California se ponga especial atención al recurso humano, el cual debe estar calificado para sortear las vicisitudes del entorno actual y futuro, para así mantenerse como estado competitivo.

En ello coincidieron el Dr. Arturo Serrano Santoyo, investigador del Cicese, y Fernando Ortiz Barbachano, presidente de Barbachano Internacional, durante el panel “El reto de la innovación mundial”, organizado por Desarrollo Económico e Industrial de Tijuana (Deitac).

“Los retos que presentamos para el entorno de Tijuana se centraron en la importancia de la atracción de talento, lo cual se vuelve la moneda de atracción de nuestra ciudad para que más empresas lleguen y nos distingamos como una ciudad innovadora”, expresó el Dr. Serrano.

El organizar paneles como este, dijo, tienen el objetivo de analizar qué hacer para que Baja California se vuelva más atractiva para el talento y cómo hacer para que las instituciones, el gobierno y la sociedad colaboren para poder atraer más talento de primera línea, lo cual se logra a través de la educación.

Detalló que una propuesta es que las empresas reentrenen a su personal para que siempre estén a la vanguardia y, entonces, dicho personal no se vaya, y así se genere un ecosistema en el que existan mejores empleos y mejores

Sueldos.

“Para tener un entorno donde el progreso y bienestar social sea la característica de ciudades como Tijuana, es necesario ajustarnos a los nuevos cambios”, destacó el académico.

Expuso que las nuevas tendencias que existen en las tecnologías deben ser adoptadas para que las ingenierías que se imparten en la entidad sean competitivas, de tal suerte que un ingeniero de Baja California sea de nivel mundial.

“Para ello se requiere de buenos maestros, recursos y buenos laboratorios; eso será fundamental en esta próxima etapa de nuestra administración política, científica y tecnológica”, aseguró Serrano Santoyo.

Por su parte, Fernando Ortiz Barbachano, presidente de Barbachano Internacional, empresa colocadora y generadora de recurso humano, consideró que se tiene que hacer un balance, ya que cuando el talento es la clave y la empresa lo sabe, ésta es capaz de proveer los sueldos necesarios para que el personal permanezca.

“Ha habido casos en que gente se nos va a otras compañías en otros países, pero hay empresas que ya están cambiando para que ese talento se quede aquí. Si no, qué haremos con miles de trabajadores que solamente hacen trabajo rutinario; tenemos que apoyarlos para que eleven sus capacidades”, subrayó.

Para concluir, mencionó que en el caso de Barbachano Internacional, esta es una empresa tijuanense que desde hace 27 años recluta talento ejecutivo, con presencia a nivel nacional, siendo una firma reconocida por Forbes que ha logrado más de 5 mil colocaciones en México.