México es un país con magnifica hotelería cuyo servicio y calidad son líderes de clase mundial. Esto es el propósito de Hotel Awards de la prestigiosa revista Travel + Leisure, dar a conocer al mundo las maravillas hoteleras que tanto nos orgullecen como mexicanos.

Esta selecta premiación es una plataforma que busca y reconoce esos lugares únicos dentro de nuestro país, poniendo en el mapa internacional la magnífica hotelería de México. Con mas de 35 millones de impactos, el Grupo Expansión es uno de los mejores promotores de turismo mexicano.

El Encanto es uno de los mejores hoteles completamente mexicanos del país, por lo cual forma parte de los concursantes de Hotel Awards 2018. Como orgullosa juez de este magnifico concurso, tuve el placer hospedarme en el hotel y entender tras bambalinas el verdadero valor que tiene la alta hotelería en nuestro país.

Enclavado en un punto único del fraccionamiento Brisas Marqués, con una vista espectacular y privilegiada de la bahí¬a, El Encanto es un espacio de tranquilidad, paz y luz, de arquitectura única, que permite encontrarse con el océano en cada rincón y experimentar a cada paso una sensación nueva.

En su magnifico restaurante Origen, rodeada de mágicas pinturas de arboles iluminadas, gocé de los mas exquisitos sabores de la increíble cocina mexicana, lograda a su perfección y con toques muy originales.

El lounge invita a relajarse y vivir la noche sutil de Acapulco en un ambiente refinado que tiene como toque final una vista espectacular tanto de la bahí¬a de Acapulco como de la bahí¬a de Puerto Marqués. La música es cuidadosamente seleccionada, para seducir a sus visitantes con ritmos africanos, acentos brasileros y las últimas texturas de la música francesa. El murmullo de las olas lo lejos, el canto de las gaviotas y la cálida caricia del sol funcionan como magia que provoca un bienestar absoluto.

Los vibrantes y cambiantes colores juegan frente a mis ojos como ilusiones ópticas. Azul, rosa, rojo, verde… las paredes, el piso, el techo, hasta los arboles son un momento de un color y al siguiente de otro, luciendo más y más irreales cada instante. Como un mundo de fantasía, donde la lógica y lo común desaparece y donde nuestro alrededor se mezcla y vuelvo uno con nuestra imaginación, El Encanto Acapulco nos transporta a un sueño surrealista.